¡Hacelo vos mismo! Limpiá tus muebles de jardín con las hidrolavadoras STIHL

¡El tiempo de disfrutar de nuestro jardín ya está aquí! Ahora es el momento de limpiar los muebles de jardín. Descubrí cómo limpiar tus sillas y mesas de jardín de forma eficaz.



¿Por qué hay que limpiar los muebles de jardín con regularidad?


Sencillamente, porque están expuestos a la intemperie durante varios meses al año, lo que inevitablemente dejará rastros. Por supuesto, factores como la calidad, la estructura y el material de los muebles de jardín desempeñarán un papel importante en el grado de deterioro, por eso la limpieza y el cuidado regulares son siempre esenciales. Al fin y al cabo, el mantenimiento regular de los muebles de jardín es la única manera de prolongar su vida útil y su funcionalidad, y de garantizar que podás empezar la temporada de jardín con estilo. Para un cuidado sencillo y frecuente, recomendamos limpiar los muebles con un paño suave de vez en cuando. Esto eliminará el polvo y otras impurezas que pueden dañar la superficie del mueble si permanecen en él durante demasiado tiempo. Sin embargo, una limpieza anual a fondo de tus muebles de jardín debería formar parte tu calendario de trabajos en el jardín. Te mostraremos las diferencias a tener en cuenta a la hora de limpiar los muebles de jardín de madera, metal y mimbre.


Las hidrolavadoras domésticas STIHL son ideales para esta tarea


CÓMO LIMPIAR TUS MUEBLES DE MADERA


La forma más sencilla de limpiar a fondo tus muebles de madera es con una hidrolavadora. Sin embargo, tené en cuenta que, independientemente del tipo de madera del que esté hecho tu mueble y de lo robusto que sea, te recomendamos que evites dirigir chorros de agua de alta presión directamente hacia él. En vez de ello, utilizá un cepillo para limpiar las superficies de madera. De este modo, se garantiza una limpieza potente y respetuosa con los materiales, así como un uso eficaz del agua.


También podés utilizar la boquilla de chorro plano, pero asegurate de mantener el ajuste de presión bajo. Esto es especialmente importante si lo utilizás para limpiar muebles de madera pintados, ya que una presión excesiva puede hacer que la pintura se agriete y se astille posteriormente.


Limpiar los muebles de jardín de madera no es difícil, pero debe hacerse con cuidado. Al fin y al cabo, la madera es un material orgánico que requiere una limpieza especialmente cuidadosa.


Si tenés muebles de madera pintados, también debés tener especial cuidado al limpiarlos, aunque podés hacerlo a mano o con una hidrolavadora. Recordá que no recomendamos el uso de cristales de soda ni vinagre para limpiar tus delicados muebles de madera, ya que son mucho más agresivos que el agua jabonosa.


En resumen

  • Los muebles de jardín fabricados en madera se pueden limpiar a mano con productos para el hogar o con una hidrolavadora.

  • Al limpiar superficies de madera en muebles de jardín, tené en cuenta el tipo de madera del que están hechos.

  • Por lo general, las maderas más blandas y delicadas deben limpiarse a mano, aunque podés utilizar una hidrolavadora para limpiar maderas más resistentes.

  • Lo mejor es limpiar los muebles al comienzo, a mediados y al final de año; entre estas limpiezas, realizá solo un mantenimiento superficial.

  • Debés guardar tus muebles de jardín de madera en un lugar protegido después de la limpieza.


CÓMO LIMPIAR MUEBLES DE MIMBRE


Como material tejido, el mimbre, la caña o el ratán sintético (polirratán) dan un toque atractivo a los muebles; podés conservar su aspecto aprendiendo a limpiarlo de forma segura.


La limpieza de los muebles de jardín de mimbre y poliratán es un poco más compleja. A menudo, las partículas de suciedad se quedan atascadas en la estructura trenzada, por lo que hay que limpiarlos con cuidado.



La estructura tejida del material hace que los muebles de mimbre sean bastante difíciles de limpiar a mano, ya que a menudo la suciedad se deposita entre las fibras. Con una hidrolavadora conseguirás una limpieza adecuada y llegarás a todos los rincones, pero debés utilizarla con cuidado: no debés dirigir el chorro directamente a los muebles tejidos por ser de material natural delicado.


Tanto si tu mueble de mimbre está pintado como si tiene un acabado natural, para limpiarlo con una hidrolavadora STIHL primero debés utilizar la boquilla de espuma para llegar a todas las áreas más estrechas. A continuación, utilizá el cepillo de lavado para limpiar la superficie y, por último, la boquilla de chorro plano para enjuagar los muebles. Asegurate de mantener la presión en un nivel bajo. Trabajá siempre con cuidado y, tras la limpieza, dejá que el mueble se seque por completo.



En resumen

  • El mantenimiento de los muebles de mimbre puede realizarse con productos para el hogar o con una hidrolavadora.

  • Debés tener cuidado al limpiar los muebles tejidos, especialmente si utilizás una hidrolavadora.

  • Lo mejor es limpiar los muebles al comienzo, a mediados y al final de año; entre estas limpiezas, solo debés realizar un mantenimiento superficial.

  • Debés guardar el mueble de mimbre en un lugar seco después de la limpieza.


CÓMO LIMPIAR MUEBLES DE METAL


Los muebles de jardín de hierro son realmente fáciles de limpiar. Como las pequeñas áreas oxidadas a menudo contribuyen a proporcionar el encanto rural deseado, la limpieza debería centrarse en eliminar la suciedad y la materia vegetal más sustanciales. Para ello, utilizá una hidrolavadora con boquilla rotativa, que ofrece una limpieza potente y elimina rápidamente la suciedad incrustada de superficies resistentes. Si decidís utilizar un detergente adicional, podés añadir una boquilla de espuma a tu hidrolavadora y utilizarlo para aplicar el detergente en todos los muebles de jardín. Dejalo actuar unos instantes y, a continuación, aclaralo con agua limpia utilizando la boquilla de chorro plano. ¡Ya has terminado! Solo tenés que dejar secar el mueble.


No es más complicado limpiar muebles de jardín pintados y con recubrimiento de pintura en polvo que los de hierro fundido: una hidrolavadora también te facilita este trabajo. Sin embargo, debés ser consciente de que los chorros más fuertes son extremadamente potentes y corrés el riesgo de dañar estos acabados de superficie. Para evitar problemas, utilizá los ajustes de presión más bajos y una boquilla de chorro plano en lugar de una boquilla rotativa.


En resumen

  • Los muebles de jardín metálicos son fáciles de limpiar.

  • Los muebles de jardín de hierro fundido soportan cualquier ajuste de una hidrolavadora, pero debés ser más cuidadoso cuando utilicés una máquina para limpiar muebles pintados o con recubrimiento de pintura en polvo.

  • Tu hidrolavadora STIHL no solo es ideal para la limpieza de muebles de jardín de metal, sino que también elimina el óxido y la pintura antigua.

  • Los muebles de jardín metálicos pintados o con recubrimiento de pintura en polvo deben almacenarse en un lugar seco después de su limpieza final.


Video explicativo




¡Proyecto terminado! Ahora disfrutá de tu jardín en un espacio limpio